La importancia del etiquetado nutricional

La importancia del etiquetado nutricional

La Lactancia Materna es el alimento que tiene todos los nutrientes adecuados, en la cantidad y calidad justa.

Muy pocas veces se da importancia al etiquetado nutricional aún cuando la información que proporciona es de gran utilidad para nuestra salud y nutrición.

La información que contienen las etiquetas de los alimentos procesados y empaquetados para su comercialización es sumamente útil para comparar productos y elegir el más adecuado a nuestras necesidades de nutrición.

La etiqueta nutricional debe ser parte de la presentación de cualquier producto alimenticio que vamos a consumir y permite conocer las características nutritivas del alimento. Se considera una etiqueta nutricional cualquier rotulo, marca, imagen u otro elemento en el que se describan las propiedades de un alimento. Puede ser escrito, impreso o pegado al envase del producto que queremos consumir.

La información contenida en el etiquetado, se rige en nuestro país por la Ley de Protección al Consumidor en su artículo 27, en donde se establece que debe contemplar como mínimo
a) El origen, composición y finalidad;
b) La calidad, cantidad, peso o medida, en su caso, de acuerdo a las normas internacionales, expresadas de conformidad al sistema de medición legal o con indicación de su equivalencia al mismo;
c) El precio, tasa o tarifa y en su caso, el importe de los incrementos o descuentos, los impuestos que correspondan y los costos adicionales por servicios, accesorios, financiamiento, prorroga del plazo u otras circunstancias semejantes;
d) Fecha de caducidad de los bienes perecederos; y,
e) Las instrucciones o indicaciones para su correcto uso o consumo, advertencias y riesgos previsibles.

En el caso de las Etiquetas Nutricionales, la información nutricional se expresa en distintas formas, la energía se expresa como kilocalorías o calorías, la cantidad de proteínas, carbohidratos y grasas se expresa en gramos y las vitaminas y minerales se expresan en miligramos (mg) o microgramos (µg).

Sin embargo, en las Etiquetas Nutricionales, no solo encontramos la cantidad de nutrientes que aporta dicho alimento a nuestra dieta sino también, hace una especificación de cuánto significa dentro del total de nuestras necesidades diarias conocidas como Dosis Diaria Recomendada, es a través de esta información que podemos definir si el consumo del alimento podría producir un déficit o un exceso de nutrientes.

Otra información importante que debe buscarse en una etiqueta nutricional es el contenido de aditivos de los alimentos. Los aditivos son sustancias naturales o sintéticas que se incorporan a los alimentos en pequeñas cantidades. Sirven para mantener o mejorar las características propias de un alimento y también para conservar mejor y por más tiempo los alimentos. Estos también pueden afectar, a corto y largo plazo, nuestro estado de salud, por ejemplo, algunos colorantes pueden causar reacciones alérgicas leves o graves que pueden poner en riesgo a las personas que los consumen.

En el caso de los alimentos infantiles conocidos como Sucedáneos de la Leche Materna, el etiquetado cobra aun más importancia, y existen a nivel internacional, recomendaciones para detallar en dichos productos. Se deben conocer sus ingredientes, el aporte nutricional, las condiciones para su almacenamiento correcto, el número de serie y la fecha límite de consumo o vencimiento, pero también debe contener información que permita a la familia decidir si dicho alimento es seguro para su bebé, por ejemplo, debería contener instrucciones para su preparación apropiada y los riesgos para la salud en caso de no seguir las instrucciones. Por otro lado, se esperaría que dichos alimentos fueran de calidad y que existan normativas nacionales que lo garanticen.

En fin, invitamos a las familias a que tomen conciencia de la importancia del etiquetado y se motiven a revisar la información, esto ayudará a tomar mejores decisiones sobre nuestra alimentación y por tanto a mantener o mejorar nuestro estado de salud.

Por otro lado, también motivamos a las familias a buscar siempre que sea posible, opciones de alimentación más naturales, recordando que los alimentos frescos, tienen mayor cantidad de nutrientes. De igual forma, al prepararlos en el hogar, aseguramos que sea de manera higiénica y que contribuyan al ahorro familiar al ser más económicos.